¡Bueno, bueno, bueno! Tenemos una novedad que nos ha entusiasmado y que os va a encantar segurísimo.

Matarrania, una marca que muchas de vosotros ya conocéis acaba de sacar a la luz sus dos nuevos productos y no nos han podido gustar más. Se trata de sus alucinantes, buenísimas, increíbles protecciones solares.

Ya veis que no dudamos a la hora de ponerles adjetivos y es que no os imagináis lo mucho que nos han gustado.

Lo primero que nos ha llamado la atención es que no dejan nada de rastro blanco, pero nada, nada.

Sus texturas son de fácil absorción y no resultan nada pesadas sobre la piel, al contrario, se absorben rapidísimamente. Eso siempre es una ventaja si se trata de una protección solar, porque pocas cosas son más molestas que notar que nos dejan una sensación grasa, ¿verdad?

 

Por supuesto, son protecciones minerales, eso significa que son totalmente respetuosas tanto con nuestra piel como con el medio ambiente. ¿Os hacéis una idea de la cantidad de siliconas, microplásticos y demás agentes contaminantes que llegan a nuestros mares sólo en protecciones solares?

Se presentan en dos formatos, una corporal con SPF 30 y una facial con SPF 50. La facial parece densa pero para nada, tal y como decimos al principio, se funde totalmente con nuestra piel. La corporal es como una leche ligera y que a poco que masajeéis no deja ni rastro.

En ambos son resistentes al agua y son indicadas para todo tipo de pieles.

Y es que los ingredientes son 100% naturales: Aceite de jojoba, aceite de oliva, caléndula, aceite de coco…

¡Están siendo un auténtico éxito, así que venid a por las vuestras porque vuelan!