Sérum Facial Calmante “Mild” Banbu

37,50 IVA inc

Descripción: El Sérum Facial Calmante “Mild” Banbu está especialmente indicado para el cuidado de las pieles más sensibles y reactivas. Su fórmula, totalmente natural, calma y alivia la irritación, la tirantez, el picor y el enrojecimiento que presentan las pieles hipersensibles. Entre sus ingredientes destaca el extracto de caléndula, cuyas propiedades calmantes hacen que este sérum pueda ser utilizado por personas con rosácea, cuperosis y dermatitis atópica. Además de reducir la inflamación y la irritación, también nutre e hidrata intensamente la piel, a la vez que previene la aparición de nuevos brotes. Refuerza la barrera microbiana y mantiene la piel protegida ante las agresiones externas. Su textura ultraligera se absorbe al instante sin dejar ningún tipo de residuo. Puede ser utilizado por embarazadas. Apto para veganos.

SKU: 8436602991187 Categorías: , , ,

Descripción

El Sérum Facial Calmante “Mild” Banbu está especialmente indicado para el cuidado de las pieles más sensibles y reactivas. Su fórmula, totalmente natural, calma y alivia la irritación, la tirantez, el picor y el enrojecimiento que presentan las pieles hipersensibles. Entre sus ingredientes destaca el extracto de caléndula, cuyas propiedades calmantes hacen que este sérum pueda ser utilizado por personas con rosácea, cuperosis y dermatitis atópica. Además de reducir la inflamación y la irritación, también nutre e hidrata intensamente la piel, a la vez que previene la aparición de nuevos brotes. Refuerza la barrera microbiana y mantiene la piel protegida ante las agresiones externas. Su textura ultraligera se absorbe al instante sin dejar ningún tipo de residuo. Puede ser utilizado por embarazadas. Apto para veganos.

FORMA DE USO:

Aplicar un par de gotas sobre la piel perfectamente limpia y tonificada. Masajear hasta su total absorción y poner crema o aceite a continuación.

PRINCIPALES INGREDIENTES:

Agua de Hamamelis: Esta planta favorece nuestra circulación, por lo que mejora el tono de la piel y atenúa la cuperosis. Actúa como astringente y nos permite cerrar los poros resultando excelente en el tratamiento del acné y de las pieles con tendencia grasa. También tiene propiedades anti-inflamatorias, que ayudan a minimizar las ojeras y permiten que el contorno de los ojos gane en luminosidad.

Agua de Rosa Damascena: Descongestiona y regenera la piel. Ayuda a sintetizar el colágeno, por lo que la piel gana en elasticidad. Protege la piel de las agresiones externas. Trata úlceras cutáneas, acné y es un excelente tónico, por lo que alivia los síntomas de cansancio como las bolsas bajo los ojos o la hinchazón de los párpados.

Aloe Vera: Planta muy rica en vitaminas, minerales y aminoácidos. Proporciona elasticidad a la piel, por lo que actúa en la prevención de las arrugas. También, gracias a su capacidad antioxidante estimula la producción de colágeno. Es conocida su capacidad calmante y refrescante, que ayuda a tonificar los tejidos.

Betaína: La betaína se obtiene de la remolacha azucarera y nos ayuda a purificar la piel además de hidratarla muy profundamente. Ayuda a regenerar la piel y estimula la formación de colágeno. Es excelente para tratar la hiperpigmentación y evitar las manchas de la piel.

Toronjil: Ayuda a regular el exceso de grasa de la piel. Atenúa las imperfecciones.

Tulsi: El tulsi o albahaca morada es una gran fuente de antioxidantes, por lo que ayuda a prevenir el envejecimiento de la piel. Tiene propiedades antisépticas y antiinflamatorias que actúan contra el acné y los eczemas.

Cardo: Esta planta originaria de la cuenca Mediterránea, se usa como potente depurativo. Por ello resulta de especial eficacia a la hora de tratar afecciones cutáneas tales como el acné o el eccema. Es un potente regenerador celular, además de contener numerosos agentes antioxidantes, responsables del envejecimiento. También actúa como antiinflamatorio.

Aceite de Oliva: El aceite de oliva virgen es un excelente humectante natural, por lo que aporta una óptima hidratación a la piel. Además, previene el envejecimiento prematuro ya que actúa contra los radicales libres, responsables de la oxidación de los tejidos. Suaviza y protege de los efectos del sol y las agresiones externas.

Aceite de Ricino: Es uno de los aceites más utilizados en cosmética ya que tiene muchísimos usos tanto para la piel, el pelo y las uñas. Es rico en ácidos grasos y vitamina E. Tiene propiedades hidratantes y antiinflamatorias. Ayuda a estimular la formación de colágeno y elastina.

Extracto de Caléndula: La caléndula es una flor con propiedades anti-inflamatorias que hidrata y nos ayuda a regular el sebo por su acción astringente. Por sus características calmantes, resulta excelente en tratamientos contra la dermatitis, la psoriasis o los eczemas.

Lechuga de Mar: Estimula la formación del colágeno y la elastina que mantienen la elasticidad y jugosidad de la piel.

Extracto de Lúpulo: El lúpulo tiene unas propiedades antioxidantes magníficas para proteger la piel de los radicales libres y evitar el envejecimiento de los tejidos. Nos ayuda a conseguir un aspecto jugoso y luminoso.

Extracto de Algas: Las algas nos aportan muchísimos oligoelementos, sales minerales y aminoácidos que nutren en profundidad nuestra piel. También resultan muy hidratantes y mejoran el aspecto externo, ya que todos estos nutrientes son directamente asimilados por las células cutáneas. Aportan luminosidad y juventud al cutis, ya que lo tonifican y desintoxican.

Tocopherol: Es un gran humectante, mantiene la piel hidratada y ayuda a recuperar los tejidos. Impulsa la producción del colágeno proporcionando elasticidad a la piel, por lo que previene los signos de envejecimiento. Combate manchas y cicatrices además de revertir los daños causados por los rayos ultravioleta.

Arginina: La arginina es un aminoácido esencial que nuestro organismo no produce. Ayuda a mantener la suavidad y la humectación de la piel.

Escualeno: El escualeno es una molécula que oxigena las células y las protege de los radicales libres, por lo que actúa como antioxidante. Atenúa los signos de la edad y la repara. Antiguamente se extraía del hígado del tiburón pero, en la actualidad, se obtiene del aceite de oliva, muy rico en este antioxidante.

INGREDIENTES:

Hamamelis virginiana Water*, Aqua, Rosa Damascena Flower Water*,Aloe Barbadensis Leaf Juice*,Propanediol, Coco-Caprylate/Caprate, Betaine, Microcrystalline Cellulose, Glycerin, Arachidyl Alcohol , Cellulose Gum, Benzyl Alcohol, Behenyl Alcohol, Ceramide NG, Agastache Mexicana Flower/Leaf/Stem Extract, Ocimum Sanctum Leaf Extract, Silybum Marianum Fruit Extract, Olea Europaea Fruit Oil, Ricinus Communis Seed Oil, Calendula Officinalis Flower Extract, Enteromorpha Compressa Extract, Humulus Lupulus Extract, Amylopectin, Lithothamnion Calcareum Extract, Parfum, Arachidyl Glucoside, Xanthan Gum, Pentylene Glycol, Potassium sorbate, Dehydroacetic acid, Sodium Benzoate, Benzoic acid, Glycine Soja Oil, Sodium Phytate, Sorbic acid, Citric Acid, Tocopherol, Lactic Acid, Arginine, B-sitosterol, Glucose, Squalene.

(*) Certified organic ingredient

Información adicional

Formato

Tipo de piel

Irritada, joven, Madura, Rosácea, Acneica, Atopica, Hidratante, Normal, Reactiva, Seca, Sensible

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Sérum Facial Calmante “Mild” Banbu”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.